• -20%
FE ADULTA. Crecer en sabiduría y...
FE ADULTA. Crecer en sabiduría y...

FE ADULTA. Crecer en sabiduría y entendimiento

FE ADULTA. Crecer en sabiduría y entendimiento

Autor: Diarmuid O ́Murchu

978-84-88540-07-2
13,85 € 17,31 € -20%

Los católicos que se preguntaban cuándo su Iglesia se levantaría de las cenizas del escándalo, se sentirán animados. El cambio que deseaban ya está aquí y creciendo como la semilla de mostaza del evangelio. Las raíces de este movimiento están dispersas, pero cogen fuerza. Este es el mensaje esperanzador de Fe adulta. Esta obra de lenguaje directo toma su lugar entre un cuerpo de literatura sapiencial que surge de los guías espirituales al frente de este esfuerzo. Los católicos con criterio están invitados a reimaginar las Buenas Nuevas y a co-crear activamente una espiritualidad y una teología adecuada para la evangelización del siglo XXI. Con plena claridad, O’Murchu presenta no solo una visión de lo que debería ser, sino una crónica del movimiento conducido por el Espíritu que ya está en marcha. Identifica tres enfoques para la fe en la experiencia católica actual: “la sabiduría heredada convencional”, controlada por una institución patriarcal dominada por hombres, “la codependencia programada”, que permite con su pasividad el control de los anteriores, y “la potenciación adulta”, la apertura a unas realidades eclesiales y universales nuevas a través de la comprensión y la sabiduría adultas.

Fe adulta puede evocar una mezcla de reacciones, en función del lector: la cólera y el miedo en aquellos que ostentan el poder, el malestar y la negación entre los que se lo permiten; la esperanza revitalizada entre los creyentes insatisfechos que quieren una madurez teológica y espiritual para toda la iglesia.

Pagos 100% seguros
 
Colección
Colección Despertar
Género
Espiritualidad, religión y ciencia
Autor
Diarmuid O ́Murchu
ISBN-13
978-84-88540-07-2
Año publicación
2018
Encuadernación
rústica con solapas (tapa blanda)
Nº de páginas
245
Dimensiones
15,5 x 20,5 cm

La espiritualidad que surge en nuestro tiempo busca a Dios no solo en la esfera religiosa, sino también en la vida seglar. Discernir la sabiduría de Dios en la creación, y en las preocupaciones ecológicas y medioambientales actuales, se ha convertido en un tema tan aceptado que incluso el Papa Francisco le dedicó una encíclica completa (Laudato Si). Existe también un interés creciente por la interacción de la ciencia y la cosmología con la espiritualidad, a menudo bajo el nombre de “La Nueva Historia”. Dentro de la propia teología convencional, muchos académicos están explorando la integración de la política y de la economía a la doctrina y a la espiritualidad. (…)

En cierto sentido, el desarrollo de la fe adulta está todavía en su etapa inicial. Y ofrece grandes esperanzas y promesas para el futuro de nuestra civilización. Mientras las Iglesias y las religiones continúan intentando cautivar la atención y el compromiso de la gente joven, a menudo fracasando tristemente, el Espíritu Santo en nuestro tiempo está tejiendo la red de una paisaje alternativo de espiritualidad adulta. Y es este paisaje, y no nuestras iglesias y religiones, el que probablemente empodere espiritualmente, no solo a la humanidad, sino a toda la vida orgánica de la Tierra.

Prefacio del autor a la edición española

ÍNDICE

Prólogo de Xabier Pikaza . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 11

Prefacio del autor a la edición española . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 23

Introducción . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 27

Primera parte

EL PACTO QUE SE DESVANECE

1. Definir la edad adulta . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 33

Un cambio cultural . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 35

Hacia una nueva integración . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 37

El contexto ampliado . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 42

2. Gobernar para controlar . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 44

El debilitamiento democrático . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 45

El trasfondo histórico . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 46

La herencia patriarcal . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 48

La ruptura . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 49

Nuestra cultura codependiente . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 50

¿Anda suelta la anarquía? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 52

3. La religión de la sumisión temerosa . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 55

Amor y poder confundidos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 56

La religión problemática . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 57

Más allá de la religión disfuncional . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 61

4. La tiranía de la mente racional . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 65

La falacia del racionalismo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 66

El racionalismo y la evolución de la agricultura . . . . . . . . . . . . . . . . . 68

Control desde la distancia . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 70

Individualismo robusto . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 71

Un nuevo tipo de heroísmo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 73

Recuperar al adulto vulnerable . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 74

Cuando los héroes dejan paso a los amantes . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 75

5. Nuestras exhaustas instituciones . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 78

Las instituciones condenadas a muerte . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 79

El debilitamiento de las instituciones . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 81

Colaboración en red: El camino a seguir . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 83

El poder subversivo de la cooperación . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 84

Estructuras fluidas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 86

6. Teología desde la base . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 88

El cambio de paradigma . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 89

Confianza teológica . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 94

Construyendo puentes teológicos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 96

Segunda parte

HORIZONTES DE POSIBILIDAD CUÁNTICA

7. Convocar al adulto del siglo XXI . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 103

Sobre la modernidad . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 104

Características de la condición adulta contemporánea . . . . . . . . 108

El adulto posmoderno, evolutivo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 112

La nueva conciencia . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 115

8. Aprendizaje transformador para adultos de personalidad proteana . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 119

Disposición evolutiva . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 120

El nexo transformador . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 122

La atracción del futuro . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 126

La receta del bloqueo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 127

9. Hacia una espiritualidad del Regreso al Hogar . . . . . . . . . . . . . 130

El cosmopolita espiritual . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 131

El ascenso de la espiritualidad violenta . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 132

Regreso al hogar: una nueva metáfora espiritual . . . . . . . . . . . . . . . 136

Espiritualidad adulta . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 137

10. Etapas en el desarrollo de la fe adulta . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 141

Del niño al adulto . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 142

Desarrollo de la fe adulta . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 145

El camino de la fe . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 148

Cuando los adultos hacen teología . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 152

11. Expandir los horizontes culturales . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 154

Nuestra pertenencia primaria . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 156

Un contexto ampliado . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 158

La paradoja desconcertante . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 160

El ciclo de creación y destrucción . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 162

Aceptando la paradoja . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 163

Un ciclo recurrente . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 164

El sufrimiento como paradoja . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 165

Revisando la paradoja . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 169

12. Aceptando la relacionalidad encarnada . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 173

Primero, el cuerpo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 174

Programados para relacionarnos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 177

Sexualidad encarnada . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 179

¿Cómo debería ser un erotismo adulto? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 182

¿Programados para la no-violencia? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 184

13. El gobierno adulto en el poder de las redes . . . . . . . . . . . . . . . . . 189

Supuestos heredados . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 190

El poder controlador del dinero . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 193

La teoría cuántica y el nacimiento de la colaboración en red . . . . . . . . . . . . . . 197

Las redes en la era de la información . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 201

14. Celebrando el ritual de forma adulta . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 204

Personas rituales . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 206

La experiencia sacramental . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 210

Ritualizar el don de la comida . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 211

El adulto como creador de rituales . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 213

15. Cuando los adultos mueren en gracia . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 217

Nuestro mundo plagado de muerte . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 218

Reclamando un enfoque más adulto . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 219

Las dinámicas de la muerte ¡y de la vida! . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 221

Dejar ir a una libertad más profunda . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 227

Notas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 231

Bibliografía . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 237

DIARMUID O, MURCHU

Es investigador de la psique humana, de los comportamientos sociales, de la espiritualidad más allá de las religiones y un profundo conocedor del momento espiritual por el que pasa la Humanidad. El autor reivindica el conocimiento interdisciplinar como el camino más seguro hacia una verdad y un sentido más profundo de la vida.

Diarmuid O, Murchu es sacerdote, psicólogo y científico social. Ha trabajado como consejero matrimonial y consejero de enfermos de SIDA-VIH. Como responsable de talleres y de grupos ha trabajado en Europa, Canadá, Estados Unidos, Australia, Filipinas, Thailandia, India, Perú y varios países africanos desarrollando programas sobre el desarrollo de la fe adulta.

Sus libros más conocidos incluyen Teología Cuántica (1996 – revisado en 2004), Ancestral Grace (2008), Jesus in the Power of Poetry (2009), Christianity’s Dangerous Memory (2011), En el principio era el Espíritu (Sirena de los Vientos, 2016), God in the Midst of Change (2013) and On Being a Postcolonial Christian (2014). En la actualidad reside en Dublín, Irlanda.

Producto añadido a la lista de deseos
Producto añadido al comparador

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para permitir el acceso, mejorar nuestros servicios y realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración para la aceptación de cookies u obtener más información pulsando aquí.